Filtrar por

Precio
3 60
Marcas
Filter

Método Curly

Hay 133 productos.

Mostrando 1-24 de 133 artículo(s)
Mostrando 1-24 de 133 artículo(s)

Recupera tus rizos con el método Curly

Método Curly es el nombre que la estilista Lorraine Massey dio a esta rutina para el cuidado del pelo rizado o para recuperar esos rizos que tanto que gustaban y que, por diversos factores, has perdido.

También es el tratamiento perfecto para cabellos en transición, rizado y afro. Son productos sin parabenos, Ftalatos, Sulfatos, Siliconas insolubles, Omgs, Aceites minerales, Parafinas o derivados de animales.

En Belleza Brasil contamos con los productos adecuados para aplicar esta técnica. Si todavía no sabes de qué se trata, te lo contamos.

¿Qué es el método Curly?

El métido Curly es una rutina de cabello capilar que surge para conseguir unos rizos bonitos, cuidados y bien definidos. Es más apropiado para las personas con el cabello muy rizado, pero también consigue resultados en las personas con el cabello ligeramente rizado.

Según este método y para que los rizos sean fuertes y saludables, hay una serie de pasos que debes evitar: productos con sulfatos y siliconas, champú, perfumes o el aire caliente, entre otros. El objetivo, como ves, es tratar al cabello de la manera más natural posible.

Consejos para aplicar este método

Estos son algunos consejos que ofrecen los expertos para comenzar a aplicar en tus rutinas capilares el método Curly:

-Antes de comenzar, deberás eliminar cualquier residuo acumulado en el cabello. Para ello deberemos utilizar un champú con sulfatos para una limpieza profunda pero suave, y evitar todo lo posible los champús que contengan siliconas.

- Sanea las puntas para que el método funcione mejor

- No uses cepillos, sino peines de púas grandes y separadas. Y siempre, siempre, con el pelo mojado.

- No uses champús. Esto también es conocido como la técnica Co-wash, técnica de lavar el cabello con acondicionador en lugar de champú. De esta manera, el cuero cabelludo queda perfectamente hidratado.

- En caso de usar champús, que sean siempre productos No Poo (sin sulfatos ni siliconas) para no estropear el cabello.

- Siempre que sea posible, deja secar el cabello al aire. Elimina el uso de secadores y planchas, así como las tenacillas.